Gestionar tu Marca Personal trae muchos beneficios para tu persona: de forma profesional, económica e incluso personal.

 

Y esto sucede ya que un beneficio va ligado a otro, y éste, a otro, haciendo así una cadena de “extras”.

 

Tomar control de tu propia marca es algo que debes trabajar cada día, aunque con ello no me refiero a que agregues mil cosas más a tu lista de quehaceres, sino a pequeñas acciones que deberás definir una vez que tengas en claro tus metas y aspiraciones.

 

Eso sí, es un cambio importante en tu vida “normal”, con el cual debes comprometerte si quieres resultados a corto plazo.

 

 

Algunos de los muchos beneficios que puedes obtener al trabajar de forma correcta tu Marca Personal, son los siguientes:

 

1. Tienes control de tu propia imagen: este beneficio aplica de manera offline y online. Eres capaz de lograr que las personas se fijen en ti de forma positiva, generas confianza, y envías un mensaje congruente con tus valores y metas.

 

2. Eres diferente al resto: como te he mencionado anteriormente, compartes la misma profesión con otras 50 mil personas como mínimo, y es por ello que debes distinguirte de ellos, de tu competencia. Con una Marca Personal eficaz, puedes despuntar de la multitud y llamar la atención de las empresas y expertos adecuados para tu visión profesional.

 

3. Te muestras al mundo como experto en tu área: tu competencia, clientes y reclutadores podrán notar que eres un experto en lo que haces, que realmente lo disfrutas y lo haces mejor que cualquiera. Posees las herramientas adecuadas para comunicar dicho mensaje de forma clara y sencilla.

 

4. Puedes influir en las personas: eres un referente, ya que denotas ser la persona que más conocimiento y destrezas tiene sobre esa área de tu profesión. Colegas y reclutadores acudirán a ti.

Bono extra en éste punto: puedes ayudar a más personas: familia, amigos, colegas y a quien sea que recurra a ti.

 

5. Tu red de contactos crece de forma natural y exponencial: sabes cómo relacionarte con las personas, tienes la facilidad de “conectar” con ellas, te recomiendan con otros, eres recordado y tomado en cuenta.

 

Así que ya lo sabes:

  • ¿quieres tener un mejor sueldo?
  • ¿quieres ingresos extra?
  • ¿quieres ser recordado para nuevas oportunidades laborales?
  • ¿quieres poder ayudar a otras personas?
  • ¿quieres ser diferente a tu competencia?

 

La respuesta a todo esto está en tu Marca Personal. Empieza a trabajar desde hoy en ella, y los beneficios que podrás obtener serán aún mayores de lo que imaginas y tus metas serán alcanzadas en menos tiempo del que habías planeado.

 

Si te ha gustado, comparte este artículo con más personas y crece tu marca personal.